Charles E. Hughes - Historia

Charles E. Hughes - Historia


We are searching data for your request:

Forums and discussions:
Manuals and reference books:
Data from registers:
Wait the end of the search in all databases.
Upon completion, a link will appear to access the found materials.

Charles E. Hughes

1862- 1948

Presidente de la Corte Suprema

El estadista y jurista Charles Evans Hughes nació en Glen Falls, Nueva York, el 11 de abril de 1862. Se graduó de la Universidad de Brown y luego estudió derecho en la Universidad de Columbia.

Hughes ingresó a la práctica privada y se convirtió en socio de su firma en cinco años. Su carrera pública comienza cuando se convirtió en asesor legal del comité legislativo que investiga las tarifas de gas y electricidad.

Hughes fue elegido gobernador de Nueva York en 1905 y fue nombrado juez asociado de la Corte Suprema en 1910. Hughes fue nominado para la presidencia por los republicanos en 1916 y renunció a su asiento en la corte, pero fue derrotado por Woodrow Wilson.

Luego regresó a la práctica del derecho privado hasta que en 1921, cuando el presidente Harding lo nombró secretario de Estado. Regresó a la práctica privada en 1925 y cinco años más tarde fue designado por el presidente Hoover para ser presidente del Tribunal Supremo.

Hughes fue a menudo el voto decisivo en las decisiones judiciales. En los primeros años de la administración de Roosevelt, Hughes jugó un papel decisivo en la derogación de gran parte de la legislación del New Deal. Cuando Roosevelt amenazó con llenar la Corte, Hughes sabiamente retrocedió y se volvió más complaciente con gran parte de la agenda legislativa de Roosevelt. Hughes se retiró de la corte en 1941 y tenía 79 años.


Hughes nació en la ciudad de Nueva York el 30 de noviembre de 1889. Era hijo de Antoinette Ellen Carter Hughes (1864-1945) y Charles Evans Hughes, el ex gobernador de Nueva York que se desempeñó como presidente del Tribunal Supremo de los Estados Unidos y republicano en 1916. nominado presidencial. [1]

Se graduó con honores de la Universidad de Brown, donde fue miembro de la fraternidad Delta Upsilon. Después de Brown, asistió a la Facultad de Derecho de Harvard, donde se desempeñó como editor de la prestigiosa Revisión de la ley de Harvard durante su tercer y último año allí. Se graduó de la Facultad de Derecho de Harvard en 1912. [1]

Admitido en el colegio de abogados en 1913, Hughes fue secretario del juez de Nueva York (y futuro Tribunal Supremo de Justicia de los Estados Unidos) Benjamin N. Cardozo de 1914 a 1916. [2]

Después de ejercer brevemente el derecho corporativo, Hughes se unió al ejército de los Estados Unidos como soldado raso poco después de la entrada de los Estados Unidos en la Primera Guerra Mundial. Sirvió en artillería de campaña y finalmente fue nombrado segundo teniente el 12 de julio de 1918. Se desempeñó como instructor en la artillería. en Saumur y fue asignado a la sección de inteligencia de la sede de la AEF en febrero de 1919. Luego fue asignado a la 77.a División como ayudante de campo del general de brigada Pelham D. Glassford. Regresó a Estados Unidos el 29 de abril y fue dado de alta el 9 de mayo de 1919 [2].

Al regresar de la guerra, Hughes reanudó la práctica del derecho principalmente corporativo. Hughes ejerció en la firma fundada por su padre, Charles Evans Hughes Sr., entonces conocido como Carter, Hughes & amp Cravath (ahora conocido como Hughes Hubbard & amp Reed). [3]

Procurador General Editar

Nombrado procurador general por Herbert Hoover, [4] Hughes se vio obligado a dimitir cuando Hoover nombró al padre de Hughes como presidente del Tribunal Supremo de los Estados Unidos, a fin de evitar la apariencia de un conflicto de intereses. [5] Hughes volvió a unirse a Carter, Hughes y Cravath. [6] También sirvió en la junta directiva de New York Life Insurance Company desde 1930 hasta 1934. [7]

El juez Learned Hand observó una vez que Charles Evans Hughes Sr. era el mejor abogado que había conocido, "excepto que su hijo era aún más grande". [2]

El 18 de junio de 1914, Hughes se casó con Marjory Bruce Stuart en la pequeña Capilla de San Salvador, en la Catedral de San Juan el Divino en Morningside Heights, Manhattan. [8] Marjory, entonces estudiante de último año en Vassar College (su compañera de cuarto era la hermana del novio, Helen Hughes), era hija de Henry Clarence Stuart. [9] Juntos, eran padres de dos hijos y dos hijas:

    (1915-1985), arquitecto. [10] [11] (1916-1999), un destacado historiador y activista
  • Helen Hughes, que recibió su nombre de la hermana de Hughes, Helen Hughes, quien murió a los 28 años en 1920 [12].
  • Marjory Bruce Hughes (1929–2014), [13] quien se casó con William Lee Johnson en 1952, [14] el ex consejero general de Otis Elevator Company. [15] [16]

Murió de un tumor cerebral el 21 de enero de 1950 y fue enterrado en Woodlawn Cemetery en Bronx, Nueva York. [1]


Charles Evans Hughes

Charles Evans Hughes, un destacado jurista y figura política de principios del siglo XX, nació en Glens Falls, Nueva York, y se educó en la Universidad de Brown y en la Facultad de Derecho de Columbia. Comenzó una práctica legal de gran éxito en la ciudad de Nueva York en 1884, que fue interrumpida por un breve período como profesor en la Universidad de Cornell. Hughes ganó reconocimiento público a principios de la década de 1900 al servir como abogado de varios comités de investigación legislativos en Nueva York. Su trabajo con la Comisión de Gas de Stevens descubrió prácticas de servicios públicos que eran perjudiciales para el bien público y con la Comisión Armstrong, los abusos de la industria de seguros salieron a la luz. En 1906, Charles Evans Hughes derrotó al famoso editor, William Randolph Hearst, para gobernador de Nueva York con el respaldo de su colega republicano Theodore Roosevelt. Hughes estableció un récord progresivo en sus dos mandatos al asegurar la legislación laboral, la reforma de seguros y la creación de una Comisión de Servicio Público. Renunció en 1910 para aceptar un nombramiento en la Corte Suprema de Estados Unidos de William Howard Taft. Hughes renunció a la Corte en 1916 para postularse a la presidencia en la boleta republicana. También fue nominado por el Bull Moose Party, pero la retórica bélica de Roosevelt no ayudó a Hughes. En una elección extremadamente reñida, Hughes perdió ante el titular Woodrow Wilson. Charles Evans Hughes reanudó la práctica de la abogacía, que continuó hasta 1921, cuando fue seleccionado por Warren Harding para ser secretario de Estado. Tuvo éxito en asegurar una paz separada con Alemania, concluyendo tratados de arbitraje con varias naciones latinoamericanas y, lo que es más significativo, negociando una serie de tratados en la Conferencia de Washington sobre Limitación Naval de Armamentos (1921-22). Después de la muerte de Harding, Hughes continuó en el Estado durante el primer mandato de Calvin Coolidge, pero volvió a la práctica privada en 1925. Charles Evans Hughes ocupó varios puestos de alto perfil a mediados y finales de la década de 1920. Encabezó una comisión para reformar el gobierno del estado de Nueva York (1926) y sirvió tanto en la Corte Permanente de Arbitraje (1926-30) como en la Corte Permanente de Justicia Internacional (1928-30). En 1930, Herbert Hoover nombró a Hughes Presidente del Tribunal Supremo de la Corte Suprema de Estados Unidos. Los senadores liberales asumieron que Hughes mantendría posiciones conservadoras e hicieron de su audiencia de nominación una experiencia desagradable, pero después de obtener la confirmación, proporcionó un voto decisivo durante las épocas críticas de la Depresión y el New Deal. Apoyó la decisión de Franklin Roosevelt de no pagar las obligaciones del gobierno en oro, proporcionó un voto crítico que defendía los derechos de negociación colectiva bajo la Ley Wagner y defendió la controvertida Ley de Seguridad Social. En otras ocasiones, sin embargo, Charles Evans Hughes asestó severos golpes al New Deal, sobre todo en Schechter Poultry Corporation c. Estados Unidos (1935), en la que votó con la mayoría para derogar la Ley Nacional de Recuperación Industrial. En 1937, Hughes se opuso públicamente al plan de Roosevelt de llenar la Corte Suprema de jueces comprensivos y ofreció su opinión por escrito al Comité Judicial del Senado. Los críticos han sugerido que algunas de las posturas pro-New Deal de Hughes fueron impulsadas por el deseo de debilitar el esquema de empaque de la corte, no por convicción. Charles Evans Hughes se jubiló en 1941 y murió en Osterville, Massachusetts, el 27 de agosto de 1948. Como político prominente sobre el que se consideraron las aspiraciones presidenciales, se debatió la cuestión de su calificación para la presidencia bajo las disposiciones de la Constitución. Un artículo de Breckinridge Long del St. Louis Bar presentó el caso de que no lo era, basado en el hecho de que aunque la Decimocuarta Enmienda otorgó la ciudadanía a todas las personas nacidas en suelo estadounidense, Hughes había nacido antes, en un momento en que la ciudadanía se transfirió. a través del padre, y el padre de Hughes era un sujeto inglés:


Charles E. Hughes - Historia

Gobernador de Nueva York, 1907-1910

Un político poco convencional, Hughes nunca buscó activamente un cargo para sí mismo. Sus nominaciones para gobernador de Nueva York en 1906 y 1908 fueron impulsadas por convenciones republicanas reacias por el presidente Theodore Roosevelt. Hughes fue elegido gobernador en 1906 con 51% a 47% de William Randolph Hearst, el candidato demócrata. Durante sus dos mandatos como gobernador, Hughes adoptó medidas de reforma, incluido un proyecto de ley que prevé la seguridad de los trabajadores y otro que prohíbe los juegos de azar en las pistas de carreras. Sin embargo, vetó una ley que otorgaba a las mujeres el mismo salario en la ciudad de Nueva York, con el argumento de que el asunto debería manejarse localmente.

Como gobernador, Hughes se negó a asesorar a los líderes del partido de la legislatura del estado de Nueva York sobre la selección de los presidentes de los comités e ignoró las recomendaciones de las organizaciones del partido republicano sobre los nombramientos. Cuando la Cofradía de Bomberos e Ingenieros de Locomotoras le pidió que nombrara un representante laboral en una de las comisiones de servicio público, rechazó su sugerencia con el argumento de que los nombramientos debían hacerse por méritos. Vetó un proyecto de ley, respaldado por italoamericanos en Nueva York, que convertía el Día de la Raza en un feriado legal porque lo consideraba mal redactado. Creía que las decisiones políticas deberían basarse en la razón, no en consideraciones ajenas como el orgullo de grupo o las recompensas y los castigos políticos. Su técnica política preferida fue generar presiones populares para las medidas que respaldaba.

La desconfianza de Hughes en el oficio de los políticos a veces lo lastimaba. En su campaña de reelección de 1908, ganó el estado por solo 69,462 votos en contraste con el voto presidencial en el estado para William Howard Taft de 201,855. En 1910 se salvó de la probable derrota de su proyecto de ley primaria directa en la legislatura del estado de Nueva York por su nombramiento como juez asociado de la Corte Suprema de los Estados Unidos.

Juez asociado, Corte Suprema de los Estados Unidos, 1910-1916

Hughes se distinguió como un jurista moderado en la Corte Suprema de Estados Unidos, defendiendo la expansión del poder nacional y estatal para regular el comercio e interpretaciones relativamente amplias de la Primera Enmienda y las cláusulas de protección igualitaria de la Constitución. En los casos de tarifas de Minnesota (1913), argumentó que los estados podían regular el comercio intraestatal en instancias en las que no entrara en conflicto con la autoridad federal en el caso de tarifas de Shreveport (1914), argumentó que la nación podía regular el comercio intraestatal siempre que ese comercio estuviera en hecho mezclado con el comercio interestatal.

Campaña presidencial de 1916

La Convención Nacional Republicana de 1916 nominó a Hughes como candidato de compromiso entre progresistas y conservadores. Debido a que Hughes estaba sirviendo en la Corte Suprema durante la primera parte del año, no buscó activamente la nominación presidencial. Su historial moderado como gobernador sugirió que podría ser el candidato apropiado para sanar al partido después de la debacle de 1912. Nombrado una vez más sin ningún esfuerzo por su parte, Hughes renunció a la Corte Suprema solo después de que se hubo asegurado la nominación. Después de que Theodore Roosevelt rechazó una nominación del Partido Progresista, su comité ejecutivo respaldó a Hughes.

La campaña de Hughes fue diseñada para mantener tanto a los republicanos progresistas como a los conservadores en su campo. En un primer momento destacó su apoyo al crédito rural, la administración eficiente del gobierno, el sistema de méritos en la función pública y la protección de los justos intereses laborales. Más tarde respaldó una enmienda al sufragio nacional para otorgar a las mujeres el derecho al voto, y criticó el apoyo de Woodrow Wilson a la Ley Adamson, que había establecido una jornada de ocho horas para los trabajadores ferroviarios. Su apelación al "americanismo" y un énfasis en los derechos neutrales estadounidenses fue un intento de mantener tanto a los nacionalistas republicanos (liderados por Theodore Roosevelt) como a los estadounidenses de origen alemán e irlandés en su campo.

Hughes perdió la elección por 254 votos electorales frente a los 277 de Woodrow Wilson, un margen de trece votos. El recuento popular final mostró a Hughes con 8.538.221 votos contra los 9.129.606 de Wilson. Este resultado fue, en parte, el resultado de la campaña de paz de Wilson y la capacidad del presidente para asegurar la aprobación, en el verano de 1916, de varias medidas progresistas que habían estado en las plataformas de los partidos Republicano y Progresista. La incapacidad de Hughes para encontrar un tema de campaña conmovedor y su desconfianza en la política organizacional también contribuyeron a su derrota. Pasando por alto a los profesionales políticos, nombró a un viejo amigo del Union League Club como presidente de campaña. Los errores incluyeron los viajes de Hughes a Ohio y California durante las amargas luchas entre facciones. El último viaje fue gestionado por los republicanos habituales, y los planes para reunirse con el gobernador progresista y candidato al Senado de los Estados Unidos, Hiram Johnson, nunca se concretaron. Hughes decidió dirigirse a un almuerzo en el Commercial Club de San Francisco, a pesar de una huelga de camareros en la zona. Los rompehuelgas le sirvieron la comida en una sala con carteles antisindicales.

Si Hughes hubiera ganado Ohio o California, habría sido presidente. California fue una carrera particularmente reñida: Hughes perdió por 3.775 votos. Le costó 13 votos electorales, el margen de su derrota en el colegio electoral. Hiram Johnson, que se postuló para el Senado con la misma candidatura que Hughes, ganó por 300.000 votos. Los republicanos progresistas habían ganado la nominación al Senado y el control del partido en el estado, y Hughes pagó el precio por su aparente negligencia hacia ellos.
Ciudadano particular, 1916 a 1921
Volviendo a la práctica privada de la abogacía en Nueva York, las principales actividades políticas de Hughes de 1917 a 1920 se limitaron a su apoyo a la adhesión de Estados Unidos a una Sociedad de Naciones modificada y a una protesta por la expulsión de cinco socialistas de la legislatura del estado de Nueva York.

Secretario de Estado de los Estados Unidos, 1921 a 1925

Como secretario de Estado de Warren Harding y Calvin Coolidge de 1921 a 1925, Hughes tomó la iniciativa de adaptar las políticas estadounidenses al mundo de la posguerra. Tácticamente, mostró una delicadeza considerable en sus tratos con un Senado que sospechaba de la nueva Liga de Naciones y dudaba en aceptar incluso negociaciones diplomáticas con antiguos aliados. Evitando algunos de los errores que había cometido como gobernador, Hughes cortejó a los senadores que podrían acercarse a su lado. A veces se burlaba del Congreso y, en raras ocasiones, cuando la opinión pública lo respaldaba fuertemente, se enfrentaba a ese organismo.

En sus políticas hacia Europa, Hughes siguió un enfoque de aislacionismo ilustrado. Sin embargo, rechazando cualquier alianza permanente con las potencias europeas, utilizó medios diplomáticos para resolver los problemas resultantes de la Primera Guerra Mundial. El Tratado de Berlín (1921) se negoció para poner fin formal a la guerra entre Estados Unidos y Alemania. Se estableció una Comisión de Reclamaciones Germano-Estadounidense para resolver las reclamaciones estadounidenses contra Alemania derivadas de la guerra. El Plan Dawes, en el que Hughes jugó un papel central en su realización, proporcionó un medio para que los Aliados pagaran sus deudas de guerra. Alemania recibió un gran préstamo privado, el Reichsbank se organizó bajo la supervisión de los aliados y se elaboró ​​un calendario para los pagos de las reparaciones alemanas.

Hughes tuvo mayores dificultades para aceptar la existencia de la Unión Soviética. Insistiendo en que Estados Unidos no reconocería al gobierno soviético hasta el momento en que reconociera sin ambigüedades los derechos de la propiedad privada, el trabajo libre y la inviolabilidad del contrato, sus políticas sentaron un precedente lamentable. Al extender las políticas de no reconocimiento a una potencia importante que encontraba nociva, Estados Unidos obstaculizó su capacidad para tratar directamente con actores influyentes en la escena mundial.

Los principales logros de Hughes fueron en el campo del control de armas y las políticas del Lejano Oriente. Su dramático discurso en la sesión inaugural de la Conferencia de Washington sobre Limitación de Armas señaló el compromiso de Estados Unidos de poner fin a la carrera naval mundial que estaba en marcha. Como negociador jefe de los Estados Unidos, llevó a cabo el Tratado Naval de las Cinco Potencias (Estados Unidos, Gran Bretaña, Japón, Francia, Italia), que preveía la limitación de la fuerza de los buques capitales de las principales potencias navales en una proporción de congelación el status quo. En el artículo Diecinueve de ese tratado, las potencias también acordaron que no fortificarían ninguna de sus posesiones en el Pacífico. En el Tratado de las Cuatro Potencias, Estados Unidos, Gran Bretaña, Japón y Francia se reconocieron mutuamente los derechos sobre sus posesiones y dominios insulares en el Pacífico y acordaron realizar consultas en caso de que surgiera alguna amenaza a ese statu quo. En el Tratado de las Nueve Potencias, Hughes también obtuvo, por primera vez en forma de tratado, un compromiso internacional con las políticas estadounidenses tradicionales para el Lejano Oriente. En sus relaciones con China, los signatarios acordaron respetar los principios de la Puerta Abierta y la integridad territorial de China.

En su trato con América Latina, Hughes se resistió a cualquier intento de multilateralizar las interpretaciones de la Doctrina Monroe. La doctrina de las dos esferas, además, fue evidente en su insistencia anterior en una reserva especial que protegiera al sistema estadounidense de los esfuerzos de solución pacífica en la Liga de Naciones. Aunque las intervenciones estadounidenses en el Caribe se justificaron por motivos de seguridad nacional y una responsabilidad moral más amplia, y las tropas estadounidenses permanecieron en Haití, las retiradas de Nicaragua y Santo Domingo se negociaron durante los mandatos de Hughes y aunque Hughes insistió en la protección de la propiedad estadounidense. derechos como condición para cualquier reconocimiento estadounidense del gobierno de Obr gon en México, nunca consideró ninguna forma de participación militar en ese país.

Para Hughes, el liderazgo estadounidense en el hemisferio occidental traía responsabilidades y derechos. Como alternativa a la acción de la Liga de Naciones, ofreció los servicios de Estados Unidos como pacificador. Hughes ayudó a resolver disputas entre Panamá y Costa Rica (1921) Honduras, Nicaragua y El Salvador (1922) Brasil, Colombia y Perú (1925) y Perú y Chile (1922-1925). También buscó dar vida al principio de unidad hemisférica asociado al panamericanismo. Sus esfuerzos contribuyeron a la aprobación en 1921 del tratado negociado por Wilson para pagar a Colombia $ 25 millones por la Zona del Canal de Panamá. En un tratado con Cuba (1924), se renunciaron a todos los reclamos de Estados Unidos sobre la Isla de Pinos.

La orientación de Hughes hacia el nuevo orden mundial fue un reflejo de sus puntos de vista sobre la naturaleza del proceso histórico y el clima político en el que operaba. Su fracaso en buscar la entrada de Estados Unidos en la Liga de Naciones fue el resultado del clima político interno de la época y sus propias reservas intelectuales sobre el Artículo 10 del Pacto de la Liga de Naciones. Consideró que la garantía del statu quo territorial en ese artículo creaba un compromiso legal que estaba demasiado alejado de la práctica real de los estados. Gradualmente, Hughes y el Departamento de Estado finalmente llegaron a reconocer a la Liga como una entidad corporativa, y se enviaron observadores no oficiales a las reuniones de la Liga en las que Estados Unidos tenía interés.

El apoyo de Hughes a la adhesión de Estados Unidos al Protocolo de la Corte Mundial se basó en su suposición de que la Corte, a diferencia de la Liga, no requeriría cambios radicales en el comportamiento nacional. William E. Borah y varios otros senadores, sin embargo, adjuntaron una reserva al documento que le habría dado a Estados Unidos un veto sobre las opiniones consultivas de la Corte. La condición acabó con el proyecto. Cuando el presidente Coolidge asumió un compromiso absoluto con esa condición, puso fin a toda posibilidad de adhesión de Estados Unidos a la Corte Mundial.

Ciudadano particular, 1925 a 1930

Después de su regreso a la vida privada en 1925, Hughes continuó promoviendo lo que llamó las `` instituciones de paz ''. Encabezó la delegación de Estados Unidos a la Sexta Conferencia Panamericana en La Habana en 1928 y en una conferencia de seguimiento en Washington negoció un tratado. en el que varias naciones latinoamericanas acordaron el arbitraje obligatorio de todas las diferencias que no fueron resueltas por la diplomacia y fueron de carácter judicial. Para cuestiones políticas, otro tratado preveía arreglos de conciliación.

Presidente del Tribunal Supremo, 1930 a 1941

En 1930, el presidente Herbert Hoover nominó a Hughes como presidente del Tribunal Supremo de los Estados Unidos. Varios progresistas se opusieron a su nominación con el argumento de que su representación legal de los intereses corporativos no le convenía a la época. Su nombramiento fue aprobado por 52 votos contra 26 en el Senado.

Durante los siguientes diez años, Hughes llevó a la Corte a un uso cada vez más activo de la Declaración de Derechos para proteger las libertades personales. Anteriormente, como juez asociado de la Corte Suprema, se había unido a Oliver Wendell Holmes en disensiones en varios casos de libertades civiles. En la década de 1930, la Corte adoptó la teoría de la "incorporación selectiva" en la que los estados, bajo la cláusula del debido proceso de la Decimocuarta Enmienda, estaban obligados a reconocer ciertos derechos básicos garantizados en la Declaración de Derechos. Estos incluían la libertad de prensa (Near v. Minnesota ex rel. Olsen, 1931), religión (Hamilton v. Regents de la Universidad de California, 1934) y de reunión (De Jonge v. Oregon, 1936). En los casos de Scottsboro, Hughes argumentó que los acusados ​​en casos de pena capital tienen derecho a un abogado (Powell v. Alabama, 1932) y el derecho a un juicio del que no se ha excluido sistemáticamente a los negros (Norris v. Alabama, 1935).

Como presidente del Tribunal Supremo, Hughes también jugó un papel clave, aunque después de algunas dudas, en la adaptación de la doctrina constitucional a las demandas políticas de una mayor intervención gubernamental en la economía. Al principio, el Tribunal anuló varias de las medidas del New Deal más apresuradas. Una sección de la Ley de Recuperación Industrial Nacional fue derribada por un voto de 8 a 1 con el argumento de que constituía una delegación inconstitucional de poder al presidente (Panama Refining Co. v. Ryan, 1935). En mayo de 1935, Hughes dirigió un tribunal unánime para revocar tres medidas del New Deal: la Ley de Recuperación Industrial Nacional (Schechter Poultry Corp. v. Estados Unidos), la Ley Frazier-Lemke que prevé el alivio de los deudores agrícolas (Louisville Joint Stock Land Bank c. . Radford), y la Ley Federal de Préstamos para Propietarios de Vivienda de 1933 (Hopkins Federal Savings & amp Loan Assn. V. Cleary). En su opinión en el caso Schechter Poultry, Hughes argumentó que la NIRA se basaba en una delegación inconstitucional de poder al director ejecutivo. Además, el gobierno federal no podía regular las transacciones locales, excepto en la medida en que esas actividades tuvieran un efecto directo (en contraste con uno indirecto) en el comercio interestatal. En otro caso, Humphrey's Executor v. The United States (1935), la Corte dictaminó que el presidente no podía destituir a un miembro de una comisión reguladora a menos que el Congreso le diera autoridad para hacerlo.

Estas decisiones fueron seguidas por varias opiniones más controvertidas y votaciones divididas. Hughes y Owen J. Roberts, en el centro de la Corte, pudieron reunir mayorías cambiando para unirse a cuatro miembros de la derecha (Willis Van Devanter, James C. McReynolds, George Sutherland, Pierce Butler) o los tres de la derecha. Izquierda (Benjamin Cardozo, Harlan Stone y Louis Brandeis). En 1936, Hughes y Roberts se unieron a los conservadores para declarar inconstitucional la Ley de Ajuste Agrícola (1933) (Estados Unidos contra Butler) con el argumento de que la disposición para el control gubernamental de la superficie era una extensión indebida del poder gubernamental en virtud de la cláusula de bienestar general de la ley. Constitución. Esta misma coalición rechazó la Ley de Conservación del Carbón Bituminoso Guffey de 1935 por motivos constitucionales (Carter v. Carter Coal Co., 1936). En una opinión separada, Hughes señaló que las disposiciones relativas al trabajo no eran válidas debido a la amplia delegación del poder legislativo, aunque difirió de otros en considerar inofensiva la sección de fijación de precios de la ley.

Hughes también jugó un papel en la derrota del Plan de Reorganización de la Corte de 1937 de Franklin Roosevelt. La propuesta del presidente habría permitido el nombramiento de seis posibles nuevos jueces (por cada uno de más de setenta que se negó a jubilarse). Aunque el esfuerzo fue claramente una medida para salvar el New Deal cambiando la composición de la Corte, la razón pública del presidente fue que el cambio era necesario para ayudar a la Corte a cumplir con su carga de trabajo. En una carta al Comité Judicial del Senado, Hughes respondió a esa justificación, indicando que la Corte no se retrasó en su trabajo. Fue un golpe devastador para la propuesta de Roosevelt. Robert H. Jackson, uno de los ayudantes del presidente en la lucha judicial, señaló más tarde que la carta de Hughes "hizo más que nada para cambiar el rumbo de la lucha judicial".

Con anterioridad, Hughes había advertido en sus escritos que una Corte que no esté en sintonía con las tendencias generales de la opinión pública podría infligirse daños a sí misma. Ciertamente, le preocupaba la tendencia de la Corte a establecer un escenario en el que ni el gobierno nacional ni los estados pudieran actuar. Como juez asociado, había apoyado una ley de salario mínimo de Oregon. Como presidente del Tribunal Supremo, discrepó cuando el Tribunal derogó la ley de salario mínimo para las mujeres de Nueva York. La libertad de contrato, argumentó, no podía anular todos los intentos de regulación estatal, especialmente cuando una de las partes no tenía un poder de negociación real (Morehead v. Nueva York ex rel. Tipaldo, 1936). Además, entendió que incluso la autoridad nacional debe evolucionar en respuesta a cambios más profundos en la opinión pública. En 1935 defendió el derecho del gobierno a prohibir el pago de deudas públicas y privadas en oro (Norman contra Baltimore y Ohio Railroad Co. Nortz contra Estados Unidos). También escribió un fuerte desacuerdo con la opinión del Tribunal derogar la Ley de Jubilación Ferroviaria que había previsto una jubilación obligatoria y un sistema de pensiones para los empleados ferroviarios. (Junta de Jubilación de R.R. contra Alton R.R. Co., 1935). El poder del Congreso de los Estados Unidos para regular el comercio interestatal, escribió, "implica una amplia discreción".

En la primavera de 1937, Hughes llevó a la Corte a un cambio que evitaría una crisis constitucional. Una semana después de que se hiciera pública su carta al Comité Judicial, Hughes presidió el Tribunal cuando éste sostuvo una ley de salario mínimo del estado de Washington (West Coast Hotel Co. v. Parrish). En este caso, Roberts hizo el cambio, aunque los argumentos de Hughes en el caso Tipaldo pueden haberlo convencido de hacerlo. La semana siguiente, el Tribunal, en una decisión de 5 a 4, confirmó el establecimiento de la Junta Nacional de Relaciones Laborales (NLRB v. Jones y Laughlin Steel Corp). En los siguientes tres años, Hughes votó con la mayoría para defender la constitucionalidad de otras medidas del New Deal como la Ley de Seguridad Social de 1935, la Ley de Servicios Públicos de 1935, la Ley de Carbón Bituminoso de 1937, la Ley de Ajuste Agrícola revisada y la Ley de normas laborales justas de 1938.

Los eruditos han diferido en cuanto a si Hughes había cambiado o no su doctrina legal en este momento. Merlo J. Pusey sostiene que la diferencia en las opiniones de Hughes se debió al hecho de que la Corte estaba tratando con leyes diferentes. La mayoría se había escrito para evitar algunas de las cuestiones constitucionales aparentes en los primeros casos. Sin embargo, Alpheus Mason argumenta que en NLRB v. Jones y Laughlin Steel Corp. Hughes cambió la interpretación de la cláusula de comercio interestatal que había ofrecido en los casos de la Ley Schechter Poultry y Guffey Coal Act. A partir de una distinción casi absoluta entre los efectos directos e indirectos sobre el comercio interestatal, llegó a la opinión de que la distinción era una cuestión de grado. En el caso de la Ley del Carbón Guffey, por ejemplo, Hughes había argumentado que solo se podía regular el comercio directamente relacionado con el comercio interestatal, y declaró que la Décima Enmienda era una barrera para el ejercicio del poder nacional. Sin embargo, al defender el establecimiento de la NLRB, argumentó que el poder del Congreso para regular el comercio interestatal no se limita a aquellas transacciones que pueden considerarse esenciales para el flujo del comercio interestatal o extranjero. Las corporaciones nacionales organizadas a escala nacional no pueden convertir sus relaciones laborales en un área prohibida en la que el Congreso no puede entrar.

El cambio de Hughes se puede entender mejor en términos de su orientación filosófica más amplia. La ley, como él la veía, debe evolucionar si quiere hacer frente a las condiciones cambiantes de la sociedad. Si la Corte se erige como una barrera para las tendencias amplias y profundas de la opinión pública, socava su credibilidad como institución de gobierno. Sin embargo, los cambios en la doctrina de la Corte deberían ocurrir mediante la reinterpretación de los precedentes en lugar de invalidarlos. De lo contrario, las opiniones de la Corte carecerían de legitimidad. Su opinión en el caso Jones y Laughlin Steel puede verse mejor como una reinterpretación de la ley en este sentido.

Ya sea adaptándose a las nuevas condiciones o preservando su integridad frente a cambios radicales, a Hughes le preocupaba que la Corte actuara de manera que pareciera estar por encima de las pasiones políticas ordinarias. Como presidente del Tribunal Supremo, trató de conseguir mayorías sólidas para decisiones controvertidas. La decisión temprana de derogar medidas del New Deal como la Ley de Recuperación Nacional y la primera Ley de Ajuste Agrícola fueron decisiones unánimes o casi unánimes. Para aumentar la credibilidad de las decisiones de la Corte, también asignó opiniones a miembros de la Corte que, a primera vista, podrían parecer filosóficamente opuestos a la decisión en cuestión. Asignó las opiniones en al menos tres casos de revocación de medidas del New Deal a miembros liberales de la Corte.

Hughes renunció a la Corte Suprema en julio de 1941. Murió en Cape Cod, Massachusetts.

En algunos aspectos, Hughes era un individuo desconcertante. Su personalidad y visión del mundo le crearon problemas como político. Extraordinariamente disciplinado y desconfiado de las emociones fuertes, se inclinaba a ignorar el papel de la pasión y el orgullo en la política. Su opinión de que la razón había sido incorporada en las instituciones políticas estadounidenses le dificultaba comprender a los grupos políticos que sentían que las reglas no reflejaban realmente sus preocupaciones. Sin embargo, sus cualidades personales contribuyeron a su éxito como miembro de la Corte Suprema. Su idea de que las instituciones evolucionan de acuerdo con principios racionales proporcionó un marco ideal para interpretar la ley. Su brillantez intelectual hizo que sus argumentos fueran convincentes. Su integridad personal contribuyó a su credibilidad como participante neutral en el proceso legal. Quizás el testimonio duradero de su carrera provino del juez Learned Hand en el momento de la jubilación de Hughes: "La Corte lo considerará una de sus figuras más importantes".

Hughes's papers are at the Library of Congress in Washington, D.C. In 1933-1934 William C. Beerits, under Hughes's direction, provided a guide to the collection as well as a brief overview of his career. The Oral History Collection at Columbia University includes interviews with individuals affiliated with Hughes in New York politics and the Department of State. For collections of Hughes's speeches and works by him see Public Papers of Charles E. Hughes, Governor (4 vols., 1908-1910) Addresses and Papers of Charles Evans Hughes, 1906-16, with an introduction by Jacob Gould Schurman (1916) Condition of Progress in Democratic Government (1910) Our Relations to the Nations of the Western Hemisphere (1928) The Permanent Court of International Justice (1930) The Pathway of Peace: Representative Addresses Delivered during His Term as Secretary of State, 1921-25 (1925) Pan American Peace Plans (1929) and The Supreme Court of the United States: Its Foundation, Methods and Achievements an Interpretation (1928).

A major biography is Merlo J. Pusey, Charles Evans Hughes (1951). Betty Glad, Charles Evans Hughes and the Illusions of Innocence (1966), focuses more on the shaping of Hughes's character and world view and the impact of these factors on his early political career and his conduct of foreign policy. For specialized works on various phases of his career see Robert F. Wesser, Charles Evans Hughes: Politics and Reform in New York, 1905-06 (1967) William L. Ransom, Charles E. Hughes, The Statesman, as Shown in the Opinions of the Jurist (1916) S. D. Lovell, The Presidential Election of 1916 (1980) Alpheus Thomas Mason, The Supreme Court: From Taft to Burger, 3d ed. (1979) and Samuel Hendel, Charles Evans Hughes and the Supreme Court (1951). An obituary is in the New York Times, 28 Aug. 1948.


Cine, Video Charles E. Hughes speaking during campaign, Duquesne, Pa., 1916

La Biblioteca del Congreso proporciona acceso a estos materiales con fines educativos y de investigación y no ofrece ninguna garantía con respecto a su uso para otros fines. Se requiere el permiso por escrito de los propietarios de los derechos de autor y / o de otros titulares de derechos (como los titulares de publicidad y / o derechos de privacidad) para la distribución, reproducción u otro uso de elementos protegidos más allá de lo permitido por el uso justo u otras exenciones legales.

Si bien la Biblioteca no tiene conocimiento de ninguna protección de derechos de autor de EE. UU. (Consulte el Título 17, U.S.C.) o cualquier otra restricción en los materiales en Theodore Roosevelt: su vida y su época en el cine, puede haber contenido protegido como "obras por contrato" (los derechos de autor pueden pertenecer a la parte que encargó la obra original) y / o bajo las leyes de derechos de autor o derechos conexos de otras naciones. La Biblioteca está ansiosa por escuchar a personas o instituciones que tengan información sobre estos materiales o conozcan su historia.

La responsabilidad de realizar una evaluación legal independiente de un artículo y de obtener los permisos necesarios recae en última instancia en las personas que deseen utilizar el artículo. Los usuarios deben consultar la información del catálogo que acompaña a cada artículo para obtener información específica. Los datos de este catálogo proporcionan los detalles conocidos por la Biblioteca del Congreso con respecto al artículo correspondiente y pueden ayudar a los usuarios a realizar evaluaciones independientes del estado legal de estos artículos en relación con sus usos deseados.

Las siguientes películas están disponibles aquí con el permiso de Theodore Roosevelt Association, P.O. Box 719, Oyster Bay, N.Y.11771 (dirección de Internet: [email protected]):

Es posible que se necesite un permiso de la Asociación Theodore Roosevelt antes de usar estas películas para otros fines.

Línea de crédito sugerida: Biblioteca del Congreso, División de Cine, Radiodifusión y Sonido Grabado.


Error

Use Google Custom Search to search within book descriptions, tables of contents, and reviews, as well to find information about Harvard University Press and its policies.

  • Visit Advanced Search for more search tips.
  • Browse Subjects and Series to find titles by subject, library, series, or publishing partner.

If you believe you&rsquove reached this page in error, please contact us.

Recent News

  • Amid debates over anti-racist curricula in K&ndash12 schools, Fugitive Pedagogy author Jarvis Givens highlighted, at the atlántico, the Black teachers who since the nineteenth century have been deeply engaged in the work of challenging racial domination in American schools.
  • En el El Correo de Washington, Eswar Prasad, author of the forthcoming The Future of Money: How the Digital Revolution Is Transforming Currencies and Finance, exploded five popular myths about cryptocurrency.
  • Estilista published an excerpt from Beronda L. Montgomery&rsquos Lessons from Plants on how the common counsel &ldquobloom where you&rsquore planted&rdquo ignores how plants, in their attempts to flourish, actively participate in and transform their environments. author Vincent Brown spoke with the Boston Globe about what an eighteenth-century rebellion can teach the twenty-first century about dismantling racism.

Black lives matter. Black voices matter. A statement from HUP »

From Our Blog

To celebrate Pride Month, we are highlighting excerpts from books that explore the lives and experiences of the LGBT+ community. Nathaniel Frank&rsquos Awakening: How Gays and Lesbians Brought Marriage Equality to America tells the dramatic story of the struggle for same-sex couples to legally marry, something that is now taken for granted. Below, he describes the beginnings of the gay rights movement. For homophiles of the 1950s, identifying as gay was almost always a risky and radical act&hellip


Charles E. Hughes - History

    Former Eastern Kentucky University coach and administrator Charles Talton "Turkey" Hughes died Saturday at his home in Richmond after a long illness. He was 83.

At EKU, Hughes coached five sports (football, basketball, baseball, track and tennis), as many as three at once. He was Eastern's Director of Athletics for 23 years and Chairman of Department of Health and Physical Education for 27 years. Hughes retired on December 31, 1971.

During the 30 years he coached EKU's baseball teams. Hughes won nearly 350 games and claimed eight Ohio Valley Conference championships. The Eastern baseball diamond bears his name.

Hughes was among 15 inductees into the Kentucky Athletic Hall of Fame in April 1975.

Although a native of Crittenden County, Hughes attended high school at Elkton in Todd County where he became a star football, basketball and baseball player. It was however, track, a sport he never participated in at high school, that got him into college at the University of Kentucky.

The story goes that Hughes was asked if he would like to attend a state track meet at UK in Lexington. He said yes, but was forced to go alone because his coach couldn't afford to make the trip. Anyway, Hughes scored 12 points in the meet, enough for a second place finish for his school.

One of those in attendance was former Kentucky Athletic Director S.A. "Daddy" Boles. He was so impressed with Hughes that he offered him a job on campus (the closest thing to a scholarship in the 1920s) if he would attend UK.

Hughes wound up being one of the most versatile athletes ever seen at Kentucky. He was the first UK athlete ever to win letters in four different sports (football, basketball, baseball and track). There has only been one other Kentucky athlete accomplish that feat and that was Ellis Johnson in 1933.

While playing football for the Wildcats in 1924. Hughes intercepted a pass and returned it 98 yards for a TD against an Alabama team that hadn't been defeated or scored upon. The feat was a national record, but was followed by a Crimson Tide touchdown on the ensuing kickoff when Johnny Mack Brown broke free for a 100-yard return.

When questioned about the deed, Hughes always referred to the interception as one of his biggest mistakes because it made Alabama mad and it rallied to whip UK 42-7.

Never let if be said that Hughes didn't watch his teams' finances. He would often make his players take box lunches on bus trips instead of eating at restaurants.

Once in a restaurant Hughes discovered when he went to pay the bill that one of his players had eaten a second serving of strawberry shortcake. He paid the bill, but wouldn't let the bus leave until the guilty party paid up.

When his team was playing baseball, Hughes often ran down those who tried to make off with a foul ball.

Hughes was instrumental in the formation of the OVC and served as the league's first president.

In his spare time, Hughes made furniture.

Hughes is survived by his wife Mable (Peggy) Gahagen Hughes, two sons, Charles and Allen two brothers Finis T. Hughes and George E. Hughes and five grandchildren.



This page was made with a Macintosh
Use the Best, Don't settle for Less
Return to statistics, team schedules, team rosters, opponents, players, coaches, opposing coaches, games, officials, assistance, Kentucky Basketball Page or search this site.
Please send all corrections/additions to .
This page was automatically generated using a Filemaker Pro Database
Last Updated June 6, 2021


PRESIDENT WARREN G. HARDING - COLLECTION WITH CHIEF JUSTICE CHARLES E HUGHES - HFSID 348143

PRESIDENT WARREN G. HARDING and CHIEF JUSTICE CHARLES HUGHESThe two men signed several items in this large collection that's framed in the Gallery of History style! Colección comprises 1) INSCRIBED PHOTOGRAPH SIGNED: &ldquoTo Mr. H. R. Cornish With cordial regards/ Feb. 23, 1930 Charles E. Hughes&rdquo. B/w. 7x10½ visible. Dated February 23, 1930. Fine condition. 2) TYPED LETTER SIGNED: &ldquoCharles E. Hughes&rdquo. 6½x8½ visible, total size 7x9. Dated March 1, 1924. One page. Features Secretary of State letterhead. Message in full: &ldquoMy dear Mr. Straus/ I have received your letter of February twenty-ninth and take pleasure in sending you an autographed copy of my address in honor of President Harding./ Appreciating your comment, I am, sincerely yours &rdquo. Lightly toned. Otherwise, fine condition. 3) PROGRAM SIGNED: &ldquoCharles E. Hughes/ Feb. 27, 1924&rdquo. 5½x8¾ visible. 20 pages, 18 with the text of Hughes' address. Complete bound copy of the program in nook behind checks. Dated February 27, 1924. Hughes honored deceased President Harding with a speech on February 27, 1924. Lightly toned and worn. Otherwise, fine condition. 4) CHECK UNSIGNED: 8¼x3. Made out in the amount of $6250 from the United States Treasury. Dated July 31, 1923, just two days before Harding passed away. Note on verso from the executor of Warren Harding's estate. Toned, regular bank stamps and cancellation holes. Otherwise, fine condition. 5) CHECK ENDORSED: &ldquoWarren Harding&rdquo on verso. 8¼x3. Made out in the amount of $6250 from the United States Treasury. Dated April 30, 1923. Toned, regular bank stamps and cancellation holes. Otherwise, fine condition. 6) INSCRIBED PHOTOGRAPH SIGNED: &ldquoTo W. R. [illegible]/ with most cordial greetings and/ good wishes from one of the fourth estate/ Warren G. Harding&rdquo. 10½x13 visible, total size 11x14. Sepia-toned. Toned. Otherwise, fine condition. COLLECTION NOTES: Checks placed on hinged door so front and verso are visible. Nook with complete bound copy of the signed program behind checks. Warren G. Harding (1865-1923) was the first sitting United States Senator to be elected to the Oval Office. He served just one term in Congress after six years working in Ohio as a state congressman (1900-1904) and Lieutenant Governor (1904-1906). His tenure as President was marred by corruption carried out by appointed officials from his home state of Ohio. The Ohio Gang's activities were not uncovered until after the President's death. Charles Hughes (1862-1948) was nominated by Harding to serve as Secretary of State, a position he held from 1921 to 1925. He was also an Associate Justice of the Supreme Court (1910-1916) and later a Chief Justice (1930-1941). Hughes resigned from the Supreme Court in 1916 to run for President. Woodrow Wilson defeated him in a close election. Frame in fine condition. Six Items, framed in the Gallery of History style: 51¼x32½.

Following offer submission users will be contacted at their account email address within 48 hours. Our response will be to accept your offer, decline your offer or send you a final counteroffer. All offers can be viewed from within the "Document Offers" area of your HistoryForSale account. Please review the Make Offer Terms prior to making an offer.

If you have not received an offer acceptance or counter-offer email within 24-hours please check your spam/junk email folder.


El debate sobre el club de lectura de historia

This thread is about the 11th Chief Justice of the US Supreme Court: Charles E. Hughes.

Biography:
Charles Evans Hughes was born and raised in New York. He was educated by his parents but matriculated at Madison College (now Colgate) when he was fourteen. He completed his undergraduate education at Brown. Hughes taught briefly before entering Columbia Law School. He scored an amazing 99 1/2 on his bar exam at the age of 22. He practiced law in New York for 20 years, though he did hold an appointment at Cornell Law School for a few years in that period.

Hughes earned national recognition for his investigation into illegal rate- making and fraud in the insurance industry. With an endorsement from Theodore Roosevelt, Hughes ran successfully for New York governor, defeating Democrat William Randolph Hearst in 1906. In 1910, Hughes accepted nomination to the High Court from President Taft. Six years later, Hughes resigned to run against Woodrow Wilson for the presidency as the nominee of the Republican and Progressive Parties. He lost by a mere 23 electoral votes.

After a brief stint in private practice, Hughes was called to politics again, this time as secretary of state for Warren G. Harding. Hughes continued in this role during the presidency of Calvin Coolidge. Hughes's nomination to be chief justice met with opposition from Democrats who viewed Hughes as too closely aligned with corporate America. Their opposition was insufficient to deny Hughes the center chair, however.

Hughes authored twice as many constitutional opinions as any other member of his Court. His opinions, in the view of one commentator, were concise and admirable, placing Hughes in the pantheon of great justices.

Hughes had remarkable intellectual and social gifts that made him a superb leader and administrator. He had a photographic memory that few, if any, of his colleagues could match. Yet he was generous, kind, and forebearing in an institution where egos generally come in only one size: extra large!

Personal Information
Born: Friday, April 11, 1862
Died: Friday, August 27, 1948
Childhood Location: New York
Childhood Surroundings: New York

Position: Associate Justice
Seat: 7
Nominated By: Taft
Commissioned on: Sunday, May 1, 1910
Sworn In: Sunday, October 9, 1910
Left Office: Friday, June 9, 1916
Reason For Leaving: Resigned
Home: New York

Position: Chief Justice
Seat: 1
Commissioned on: Wednesday, February 12, 1930
Sworn In: Sunday, February 23, 1930
Left Office: Sunday, June 29, 1941
Reason For Leaving: Retired
Length of Service: 30 years, 8 months, 20 days (5 years, 8 months, 0 days / 11 years, 4 months, 6 days)
Home: New York

fuente:
The Oyez Project, Justice Charles E. Hughes
available at: (http://oyez.org/justices/charles_e_hu. )

A book about Chief Justice Hughes

by William G. Ross
uring the 1930s the U.S. Supreme Court abandoned its longtime function as an arbiter of economic regulation and assumed its modern role as a guardian of personal liberties. William G. Ross analyzes this turbulent period of constitutional transition and the leadership of one of its central participants in The Chief Justiceship of Charles Evans Hughes, 1930-1941. Tapping into a broad array of primary and secondary sources, Ross explores the complex interaction between the court and the political, economic, and cultural forces that transformed the nation during the Great Depression.

Written with an appreciation for both the legal and historical contexts, this comprehensive volume explores how the Hughes Court removed constitutional impediments to the development of the administrative state by relaxing restrictions previously invoked to nullify federal and state economic regulatory legislation. Ross maps the expansion of safeguards for freedoms of speech, press, and religion and the extension of rights of criminal defendants and racial minorities. Ross holds that the Hughes Court's germinal decisions championing the rights of African Americans helped to lay the legal foundations for the civil rights movement.

Throughout his study Ross emphasizes how Chief Justice Hughes's brilliant administrative abilities and political acumen helped to preserve the Court's power and prestige during a period when the body's rulings were viewed as intensely controversial. Ross concludes that on balance the Hughes Court's decisions were more evolutionary than revolutionary but that the court also reflected the influence of the social changes of the era, especially after the appointmentof justices who espoused the New Deal values of President Franklin Delano Roosevelt.

More information about Chief Justice Hughes.

Charles Evans Hughes, Sr. (April 11, 1862 – August 27, 1948) was a lawyer and Republican politician from the State of New York. He served as the 36th Governor of New York (1907–1910), Associate Justice of the Supreme Court of the United States (1910–1916), United States Secretary of State (1921–1925), and the 11th Chief Justice of the United States (1930–1941). He was the Republican candidate in the 1916 U.S. Presidential election, losing to Woodrow Wilson. Hughes was an important leader of the progressive movement of the 1900s, a leading diplomat and New York lawyer in the days of Harding and Coolidge, and a leader of opposition to the New Deal in the 1930s. Historian Clinton Rossiter has hailed him as a leading American conservative.

Vida temprana
Charles Evans Hughes was born on April 11, 1862, in Glens Falls, New York. In 1859, his family had moved to New York City, where his mother enrolled him in a private school. He was active in the Northern Baptist church, a Mainline Protestant denomination.

Hughes went to Madison University (now Colgate University) where he became a member of Delta Upsilon fraternity, then transferred to Brown University, where he continued as a member of Delta Upsilon and graduated in 1881 at age 19, youngest in his class, receiving second-highest honors. He entered Columbia Law School in 1882, and he graduated in 1884 with highest honors. While studying law, he taught at Delaware Academy.

In 1885, he met Antoinette Carter, the daughter of a senior partner of the law firm where he worked, and they were married in 1888. They had one son, Charles Evans Hughes, Jr. and three daughters, one of whom was Elizabeth Hughes Gossett, one of the first humans injected with insulin, and who later served as president of the Supreme Court Historical Society.

In 1891, Hughes left the practice of law to become a professor at the Cornell University Law School, but in 1893, he returned to his old law firm in New York City. At that time, in addition to practicing law, he taught at New York Law School with Woodrow Wilson. In 1905, he was appointed as counsel to a New York state legislative committee investigating utility rates. His uncovering of corruption led to lower gas rates in New York City. As a result, he was appointed to investigate the insurance industry in New York.

Governor of New York
Hughes served as the Governor of New York from 1907 to 1910. He defeated William Randolph Hearst in the 1906 election to gain the position, and he was the only Republican statewide candidate to win office. In 1908, he was offered the vice-presidential nomination by William Howard Taft, but he declined it to run again for Governor.

As the Governor, he pushed the passage of the Lessland Act, which gave him the power as governor to oversee civic officials as well as officials in state bureaucracies. This allowed him to fire many corrupt officials. He also managed to have the powers of the state's Public Service Commissions increased, and he attempted unsuccessfully to have their decisions exempted from judicial review. When two bills were passed to reduce railroad fares, Hughes vetoed them on that grounds that the rates should be set by expert commissioners rather than by elected ones. In his final year as the Governor, he had the state comptroller draw up an executive budget. This began a rationalization of state government and eventually it led to an enhancement of executive authority.

In 1908 Governor Hughes reviewed the clemency petition of Chester Gillette concerning the murder of Grace Brown. The governor denied the petition as well as an application for reprieve and Gillette was electrocuted in March of that year.

When Hughes left office, a prominent journal remarked "One can distinctly see the coming of a New Statism . [of which] Gov. Hughes has been a leading prophet and exponent".

In 1909, he led an effort to incorporate Delta Upsilon fraternity. This was the first fraternity to incorporate, and he served as its first international president.

In 1926, Hughes was appointed by New York Governor Alfred E. Smith to be the chairman of a State Reorganization Commission through which Smith's plan to place the Governor as the head of a rationalized state government, was accomplished, bringing to realization what Hughes himself had envisioned.

Corte Suprema
In October 1910, Hughes was appointed as an Associate Justice of the United States Supreme Court. He wrote for the court in Bailey v. Alabama 219 U.S. 219 (1911), which held that involuntary servitude encompassed more than just slavery, and Interstate Commerce Comm. v. Atchison T & SF R Co. 234 U.S. 294 (1914), holding that the Interstate Commerce Commission could regulate intrastate rates if they were significantly intertwined with interstate commerce.

On April 15, 1915, in the case of Frank v. Mangum, Justice Hughes along with Justice Oliver Wendell Holmes, Jr. were the two dissenting votes (7-2) that denied an appeal thus upholding the lower courts guilty verdict against Leo Frank.

Presidential candidate
He resigned from the Supreme Court on June 10, 1916,to be the Republican candidate for President in 1916. He was also endorsed by the Progressive Party. Hughes was defeated by Woodrow Wilson in a close election (separated by 23 electoral votes and 594,188 popular votes). The election hinged on California, where Wilson managed to win by 3,800 votes and its 13 electoral votes and thus Wilson was returned for a second term Hughes had lost the endorsement of the California governor when he failed to show up for an appointment with him.

Hughes returned to public law practice, again at his old firm, Hughes, Rounds, Schurman & Dwight, today known as Hughes Hubbard & Reed LLP.

secretario de Estado
Hughes' residence in 1921Hughes returned to government office in 1921 as Secretary of State under President Harding. As Secretary of State, in 1921 he convened the Washington Naval Conference for the limitation of naval armament among the Great Powers. He continued in office after Harding died and was succeeded by Coolidge, but resigned after Coolidge was elected to a full term. In 1922, September 23, he signed the Hughes - Peynado agreement, that ended the occupation of Dominican Republic by the United States (since 1916).

Various appointments
In 1907, Gov. Charles Evans Hughes became the first president of newly formed Northern Baptist Convention. He also served as President of the New York State Bar Association.

After leaving the State Department, he again rejoined his old partners at the Hughes firm, which included his son and future United States Solicitor General Charles E. Hughes, Jr., and was one of the nation's most sought-after advocates. From 1925 to 1930, for example, Hughes argued over 50 times before the U.S. Supreme Court. From 1926 to 1930, Hughes also served as a member of the Permanent Court of Arbitration and as a judge of the Permanent Court of International Justice in The Hague, Netherlands from 1928 to 1930. He was additionally a delegate to the Pan American Conference on Arbitration and Conciliation from 1928 to 1930. He was one of the co-founders in 1927 of the National Conference on Christians and Jews, now known as the National Conference for Community and Justice (NCCJ), along with S. Parkes Cadman and others, to oppose the Ku Klux Klan, anti-Catholicism, and anti-Semitism in the 1920s and 1930s.

In 1928 conservative business interests tried to interest Hughes in the GOP presidential nomination of 1928 instead of Herbert Hoover. Hughes, citing his age, turned down the offer.

Presidente del Tribunal Supremo
Herbert Hoover, who had appointed Hughes' son as Solicitor General in 1929, appointed Hughes Chief Justice of the United States in 1930, in which capacity he served until 1941. Hughes replaced former President William Howard Taft, a fellow Republican who had also lost a presidential election to Woodrow Wilson (in 1912) - and who, in 1910, had appointed Hughes to his first tenure on the Supreme Court.

His appointment was opposed by progressive elements in both parties who felt that he was too friendly to big business. Idaho Republican William E. Borah said on the United States Senate floor that confirming Hughes would constitute "placing upon the Court as Chief Justice one whose views are known upon these vital and important questions and whose views, in my opinion, however sincerely entertained, are not which ought to be incorporated in and made a permanent part of our legal and economic system." Nonetheless Hughes was confirmed as Chief Justice with a vote of 52 to 26.

In 1937 when President Franklin D. Roosevelt attempted to pack the Court with five additional justices, Hughes worked behind the scenes to defeat the effort, which failed in the Senate. He wrote the opinion for the Court in Near v. Minnesota 283 U.S. 697 (1931)I/i>, which held prior restraints against the press are unconstitutional. He was often aligned with Justices Louis Brandeis, Harlan Fiske Stone, and Benjamin Cardozo in finding President Roosevelt's New Deal measures to be Constitutional. Although he wrote the opinion invalidating the National Recovery Administration in Schechter Poultry Corp. v. United States 295 U.S. 495 (1935), he wrote the opinions for the Court in NLRB v. Jones & Laughlin Steel Corp. 301 U.S. 1 (1937), NLRB v. Friedman-Harry Marks Clothing Co., 301 U.S. 58 (1937), y West Coast Hotel v. Parrish 300 U.S. 379 (1937) which looked favorably on New Deal measures.

During Hughes' service as Chief Justice, the Supreme Court moved from its former quarters at the U.S. Capitol to the newly constructed Supreme Court building the construction of the Supreme Court building had been authorized by Congress during President Taft's service as Chief Justice.

Hughes wrote twice as many constitutional opinions as any of his court's other members. "His opinions, in the view of one commentator, were concise and admirable, placing Hughes in the pantheon of great justices."

His "remarkable intellectual and social gifts . . . made him a superb leader and administrator. He had a photographic memory that few, if any, of his colleagues could match. Yet he was generous, kind, and forebearing in an institution where egos generally come in only one size: extra large!"

Later life
The grave of Charles Evans Hughes in Woodlawn Cemetery. For many years, he was a member of the Union League Club of New York and served as its president from 1917 to 1919. The Hughes Room in the club is named for him.

On August 27, 1948, Hughes died in Osterville, Massachusetts. His remains are interred at Woodlawn Cemetery in Bronx, New York.


Ver el vídeo: Реальная история. Джон Хьюз Юз и Донбасс


Comentarios:

  1. Herschel

    Quiero decir que no tienes razón. Ingrese, discutiremos. Escríbeme en PM.

  2. Malarr

    Creo que estas equivocado. Propongo examinar.

  3. Idal

    ¿No te gusta?

  4. Ambrosi

    Está usted equivocado. Escríbeme por PM, discútelo.

  5. Gurutz

    Sí ... aquí, como solía decir la gente: enseñan el ABC, gritan en toda la cabaña :)



Escribe un mensaje